Saltar al contenido

Que ver en Colmar, la cuna del vino alsaciano

  • por

¿Quieres saber que ver y hacer en Colmar? Estas en el lugar adecuado, voy a contarte lo que no debes perderte en Colmar, curiosidades, consejos y lugares donde disfrutar de su gastronomía.

Colmar es una de las ciudades imprescindibles, si estás organizando una ruta por Alsacia. Es una villa increíblemente pictórica, surcada por canales, con una impresionante arquitectura medieval, que rebosa cultura y tiene un ambiente vibrante.

Canales de Colmar

Canales de Colmar

Y es que, además de sus pintorescas calles, por las que no te cansarás de pasear, los innumerables puntos idílicos que tiene por descubrir y los museos que nos cuentan sobre su historia y tradiciones, esta ciudad forma parte del corazón de la Ruta del Vino de Alsacia y tiene una estupenda gastronomía, mezcla de la cocina francesa y la alemana.

Su peculiar clima y la cercana presencia de la cordillera de los Vosgos hacen  de Colmar un enclave perfecto para la producción de su riquísimo vino, por lo que se la conoce como la “capital del vino de Alsacia” 

¿Dónde esta Colmar?

Colmar está situado en la zona noreste de Francia, es la capital del departamento del Alto Rin, en Alsacia. 

Dónde está Colmar

 

Unas pinceladas sobre la historia de Colmar

Para entender la historia de Colmar tenemos que remontarnos a la época romana, cuando la región de Alsacia era  parte del Imperio Romano. 

Sin embargo, no fue hasta la Edad Media cuando comenzó a florecer. En el siglo XIII, se convirtió en un próspero núcleo comercial, gracias a su estratégica ubicación en la Ruta del Vino de Alsacia y en el comercio fluvial a través del río Rin.

En el siglo XVI, Colmar sufrió los estragos de la Guerra de los Treinta Años, un conflicto devastador que afectó a toda Europa. La ciudad fue ocupada por diferentes facciones y sufrió saqueos y destrucción. 

Posteriormente Colmar volvió a experimentar una época de esplendor, bajo el dominio del emperador Maximiliano I de Habsburgo. Durante este período, se construyeron numerosos edificios renacentistas que todavía se preservan en la ciudad. 

Ilustracion del artista alsaciano Hansy

Tradición alsaciana en los dibujos de Hansi

Esta zona ha sido muy disputada por Francia y Alemania durante siglos. Se mantuvo bajo el dominio del Imperio Alemán, luego pasó a formar parte de Francia y finalmente volvió a la Alemania nazi durante la Segunda Guerra Mundial.

Tras finalizar la guerra, Colmar fue devuelta a Francia y se convirtió en una ciudad fronteriza entre ambos países.

Colmar es un testimonio vivo de la mezcla de influencias alemanas y francesas, que han dado forma una peculiar personalidad a Alsacia. Esta fusión cultural se refleja en la arquitectura, el idioma, la gastronomía y lo notarás en tu visita. 

Que ver en Colmar 

Colmar es conocida por su rica herencia arquitectónica y cultural.

El casco antiguo de la ciudad, con sus pintorescos barrios, las casas de colores y calles empedradas, ha sido cuidadosamente conservado y atrae a muchísimos visitantes de todo el mundo. Prepárate para pasearla sin fin y perderte hasta por el último de sus rincones, por que merece la pena.

Centro histórico de Colmar

Centro histórico de Colmar

Aquí te dejo el mapa de Colmar, con todos los puntos emblemáticos y de interés.

La pequeña Venecia 

La Pequeña Venecia, el barrio Krutenau, quizá sea el rincón más bucólico y atractivo de la villa.  Este barrio surcado por canales, que atraviesa el rio  Lauch, estaba habitado originariamente por viticultores, horticultores y barqueros y se extiende alrededor de la calle Turenne.

Los canales que recorren la Pequeña Venecia servían de medio de transporte para los productos hortícolas y el vino, que trasladaban en unas barcas de fondo plano, a lo largo del río. 

La Pequeña Venecia Colmar

Las imágenes que te llevarás de este rincón del Colmar son inolvidables. Casas entramadas, multicolor se asoman al canal, las flores inundan las ventanas, el puente y casi cada rincón.

Paseo en barca por Colmar

Paseo en barca en Colmar

Una experiencia más que recomendable es pasear en una embarcación tradicional por los canales del Lauch. Descubrirás Colmar desde otro punto de vista super encantador, muy turístico, si, pero totalmente recomendable.

El Muelle de la Pescadería

Otro rincón sublime de esta encantadora ciudad alsaciana es el Muelle de la Pescadería, antigua residencia de barqueros y pescadores.

Las casas conforman una línea de fachadas de entramado de madera, que se asoman al canal, y al igual que en la Petite Venice es fotogénico a más no poder.

El mercado cubierto

Mercado cubierto Colmar

El mercado cubierto en Colmar

También está sobre el río, el Mercado cubierto es un lugar que ha tenido distintas funciones a lo largo del tiempo y que, hoy en día, vuelve a cumplir su función original: un mercado tradicional en el que poder comprar productos locales y disfrutar de una gran y variada oferta gastronómica.

El Barrio de los Curtidores

El barrio de los curtidores, los Tanneurs,  es otra una muestra de la arquitectura tradicional de Colmar.

Calle de los Curtidores, Colmar

Calle de los Curtidores

En este barrio se desarrollaba toda la actividad relacionada con el curtido y teñido de las pieles, para su posterior uso en muchísimos productos. Era entonces una actividad fundamental para la ciudad.

El rio tenía un papel primordial para este gremio, ya que para la limpieza, curtido y teñido de las pieles se necesitaba mucha agua. 

Las casas del barrio de los curtidores son de los S.XVII y XVIII, más altas y estrechas, con tres o cuatro plantas de entramados de madera y unas terrazas en la parte superior. Esta zona en el último piso se utilizaba como secadero de las pieles.

La Colegiata de Saint Martín

La Colegiata Saint Martin, de estilo gótico alsaciano, comenzó a construirse en 1235 y tardó más de un siglo en estar finalizada. Por sus dimensiones parece más una catedral que una colegiata y así fue considerada durante una época por los vecinos de Colmar. 

Colegiata de Saint Martin, Colmar

Colegiata de Saint Martin

Tiene una fachada de piedra arenisca, material típico de las cercanas montañas de los Vosgos, y destacan sus arbotantes y robustos pilares. El tejado también llama la atención con las tejas de cerámica vidriada al estilo alsaciano.

Tuvo que ser reconstruida casi en su totalidad porque quedo muy afectada durante la Revolución Francesa.

La casa de las cabezas (Maison des Tetes)

Otro edificio que llama la atención en Colmar es el edificio conocido como La casa de las Cabezas. La curiosa fachada de este edificio muestra 111 grotescas cabezas talladas y, en la parte superior, la escultura de un tonelero alsaciano (obra del famoso escultor Bartholdi).

La casa de las Cabezas, Colmar

La casa de las Cabezas

La Maison des Tetes fue construida en 1906 y su tejado escalonado nos recuerda los de las casas flamencas.  Es de estilo renacentista y en la actualidad alberga un lujoso hotel restaurante con el mismo nombre: Maison des Tetes.

 La casa Pfister

La casa Pfister, de estilo renacentista, fue construida por un sombrerero adinerado. En su fachada luce preciosos frescos de escenas bíblicas (originarios de 1577), balconadas de madera y un mirador esquinado muy señorial.

Fue construida en 1537 y ha sufrido varias restauraciones posteriores, por el comerciante de telas Ludwig Scherer. Su nombre actual se debe a la familia Pfister, que la adquirió en 1840 y fue su propietaria hasta 1892. 

 La casa Pfister, Colmar

La casa Pfister

Cuenta la leyenda que en esta casa hay un tesoro escondido, en alguna parte de la mansión. Según la historia, durante la Revolución Francesa, la familia Pfister ocultó aquí una gran fortuna, para protegerla del turbulento escenario político.

A pesar de los numerosos intentos de encontrar el tesoro, nunca ha sido descubierto. Se dice que la casa está embrujada por el espíritu de la familia Pfister, que guarda celosamente su riqueza oculta.

El antiguo cuerpo de Guardia

En la plaza de la Catedral, nos sorprende este precioso edificio apoyado en la antigua capilla de Saint-Jacques.

Antiguo Cuerpo de Guardia

Antiguo Cuerpo de Guardia

Construido sobre un osario abovedado, el edificio acogió un cuerpo de guardia en su planta baja y en algunas salas de la primera planta. La galería, construida entre 1577 y 1582, y su prolífico repertorio decorativo constituyen, junto con el pórtico, una joya de la arquitectura renacentista del Rin Superior.

El Edificio Kroifus 

El Edificio Kroifus era la antigua aduana, almacén y mercado, así como sede administrativa y económica de la ciudad. 

Fue construido en 1480, de estilo gótico y renacentista, y constituye un testimonio fiel de la gran actividad comercial de esta ciudad, situada en la convergencia de las rutas que unían Italia, Flandes, el Danubio y la Champagne.

Museo Unterlinden

Museo que acoge numerosas obras, entre otras, colecciones de pintura y escultura del arte renano, como el Retablo de Isenheim de Matthias Grünewald.

Museo Unterlinden en Colmar

Museo Unterlinden en Colmar

El museo está ubicado en un antiguo convento dominico.

www.musee-unterlinden.com

Museo Bartholdi

El Museo Bartholdi está  instalado en la que fue casa natal del creador de la Estatua de la Libertad, el escultor Auguste Bartholdi  (1834-1904).

La famosa estatua de la Libertad neoyorkina es un regalo que Francia hizo a Estados Unidos y fue creada por este artista alsaciano, nacido en Colmar.

El museo conserva una las mayores colecciones de esculturas, diseños y cuadros del artista.

Acceso al Museo Bartholdi

Acceso al Museo Bartholdi

www.musee-bartholdi.fr

Otros museos que visitar en Colmar

Si eres de los que te van los museos en Colmar tienes muchas posibilidades. Además de estos dos conocidos museos, que os he mencionado, en Colmar también están:

  • El museo del juguete (40 Rue Vauban)
  • El museo de historia natural (Rue Turenne)
  • El museo del chocolate (12 Place de la Cathédrale)
  • El museo Hansy (28 Rue des Têtes)

Callejear por Colmar

Callejear por Colmar es un placer y puedes pasarte horas perdido por sus callejuelas. Te aconsejo vagar sin rumbo y descubrir todo lo que la ciudad tiene que ofrecerte.

Placas doradas en Colmar

Sigue estas placas para recorrer Colmar

Verás unas verás unas placas triangulares doradas en el suelo, con la estatura de la libertad grabada (en honor al Bartholdi, su creador), si las sigues recorrerás los puntos más emblemáticos de Colmar.

Fachadas de Colmar

Casas del casco antiguo en Colmar

La decoración alsaciana es mítica, carteles de lo más coqueto, flores y color mires donde mires.

Rótulos con encanto en Colmar

Hasta los carteles tienen encanto en Colmar

Otro elemento que representa Colmar, y a toda la región, es la cigüeña, y no solo porque esté por todas partes: verás nidos de cigüeñas en las copas de los árboles, en tejados y campanarios, es que este elegante pájaro es una figura muy querida y respetada en toda Alsacia.

No es extraño que, junto con los corazones de colores, lo encuentres por todas partes como souvenir.

Cigüeñas en Colmar

Souvenirs típicos de Alsacia

Colmar, como todas las ciudades de Alsacia, se envuelve de magia en la época navideña. La decoración, los mercadillos navideños y ese ambiente tan especial que contagia la Navidad la hacen un destino delicioso para visitar en esta época, aunque contad con que estará mucho más masificado que en cualquier otra época del año.

¿Qué comer en Colmar?

La gastronomía en Colmar es una sabrosa mezcla de influencias francesas y alemanas, fruto de su histórico turbulento pasado.

Alsacia es conocida por su tarta flambeada, la “flammekueche” en alemán.

flammekueche alsaciana

Flammekueche alsaciana

Esta deliciosa especialidad consiste en una base de masa fina cubierta con crema fresca, cebolla y tocino ahumado (aunque hay muchisíma variedad de ingredientes, como pasa con la pizza). Tiene una textura muy crujiente y podrás probarla en casi todos los bares y restaurante de Colmar.

Otro plato emblemático de la región es la Choucroute, que se ha convertido en un símbolo de la gastronomía alsaciana.

Es col fermentada cocida lentamente,junto con una variedad de carnes, como salchichas, jamón, costillas de cerdo y pato. El resultado es un plato sabroso y reconfortante que combina a la perfección los sabores de la región. 

la Choucroute

Si deseas probar una auténtica choucroute, te recomiendo visitar el restaurante “Wistub Brenner”, en el corazón de la Petit Venice, donde la podrás disfrutar, acompañada de una selección de cervezas locales.

Además de los platos típicos, la región de Alsacia es famosa por sus vinos. Los  vinos blancos son los más destacados, especialmente los producidos a partir de las uvas Riesling, Gewürztraminer y Pinot Gris. 

Si buscas una experiencia gastronómica completa en Colmar, no puedes dejar de visitar el restaurante “La Table du Brocanteur”. Este establecimiento cuenta con un ambiente acogedor y una carta que combina platos tradicionales con un toque contemporáneo.

Festivales y eventos en Colmar

Colmar es una ciudad que rebosa cultura y vida. A lo largo del año ofrece una amplia variedad de festivales y eventos culturales que atraen a visitantes de todo el mundo.

Aquí  te dejo una lista de algunos de los eventos culturales más destacados:

Festival Internacional de Música de Colmar: En este prestigioso festival, que tiene lugar durante la primera quincena de Julio, Colmar se convierte en un escenario para conciertos y recitales de renombrados artistas y orquestas.

Festival de Jazz: Colmar también es famoso por su animada escena de jazz. Cada mes de septiembre la ciudad congrega a artistas de renombre internacional, así como talentos locales.

Mercados navideños: Durante la temporada navideña, Colmar se transforma en un auténtico paraíso invernal. Los coloridos puestos ofrecen artesanías, regalos y deliciosos productos gastronómicos tradicionales alsacianos. Sumérgete en un mundo de fantasía, luces, música y aroma de canela y especias.

No hay nada como que te acompañen a recorrer los mercaditos en un Tour Navideño por Alsacia, puedes reservar uno aquí: Tour por los mercadillos navideños de Alsacia

Fiesta de la Vendimia: Como parte de la región vinícola de Alsacia, Colmar celebra la Fiesta de la Vendimia cada año en septiembre.

Este evento rinde homenaje a sus viticultores y marca el comienzo de la temporada de vinos nuevos. Durante la fiesta, las calles se llenan de desfiles, música, bailes tradicionales y, por supuesto, degustaciones de vinos de la región.

Festival de los Colores: En primavera, Colmar cobra vida con el Festival de los Colores, un evento que celebra el despertar de la naturaleza después del invierno. Los jardines y parques de la ciudad se llenan de color y obras de arte efímeras, como alfombras de flores y esculturas naturales. 

Excursiones desde Colmar

Desde Colmar tienes muchísimas posibilidades para conocer otros pueblos de Alsacia con muchísimo encanto.

  • Te recomiendo especialmente tres por su particular belleza: Riquewihr, Ribeauvillé y Eguisheim, encanto medieval y arquitectura tradicional. 
  • Castillo de Haut-Koenigsbourg: Visita este imponente castillo medieval, situado en lo alto de una colina en los Vosgos y disfruta de las impresionantes panorámicas
  • Estamos en plena Ruta de los Vinos de Alsacia, si eres amante del vino, tienes que visitar alguna de las bodegas de la ciudad. Disfruta de la tradición y el sabor de los caldos alsacianos. 

Y hasta aquí mis recomendaciones para que vivas una experiencia completa en Colmar. Si te ha gustado o se te ocurren recomendaciones te leo en comentarios😊👍

 

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *